miércoles, 27 de abril de 2016

Luciano de Samosata: Relatos verídicos para 1º de BCHTO (Griego I)

En su obra Relatos verídicos, el escritor sirio en lengua griega LUCIANO DE SAMOSATA (125-180 d. C.), cuenta cómo llegó a la Luna en barco con una tripulación de cincuenta hombres tras siete días y siete noches de navegación.
Recibidos allí por Endimión, rey de los lunáticos, los terrestres conocen extraños monstruos entre vegetales y animales, una población surrealista que recuerda a los personajes extraños de El jardín de las delicias de El Bosco (1500).


Porque hay en la Luna de Luciano un montón de seres grotescos, como los "dendritas", nacidos de una especie de cocos, con sexos postizos de marfil o de madera, según su condición social. Otros selenitas se alimentan del aroma de las ranas tostadas y su cola es una col verde y esponjosa, tienen ojos de quita y pon (un curioso adelanto de las modernas lentillas) y una bolsa de marsupial en la barriga donde guardan a los hijos en invierno. Cabalgabuitres, lechuguialados, cabalgahormigas, aerobailones, tallisetas, perribellotas... ¿podemos hacernos una idea?

Y en cuanto a objetos, el más raro que encuentra Luciano en la Luna es... ¡una especie de aparato de televisión! Se trata de un espejo situado en el brocal de un pozo, donde uno puede ver y oír todo lo que pasa en la Tierra: "Entonces pude yo ver allí a todos mis amigos y mi patria, pero no puedo decir con certeza si ellos me veían a mí también. Quien no se crea esto, si pasa por allí algún día, sabrá que todo lo que cuento es verdad".

Pero las aventuras de Luciano no se quedan ahí. Además, él y sus compañeros de navío visitarán una paradisíaca ínsula de los bienaventurados, pasarán largo tiempo en el estómago de una ballena y harán un "tour" por el mundo de los muertos, todo ello descrito en un tono caricaturesco que es parodia y burla de los relatos de viajes y de otras formas de literatura seria.

Los alumnos de Griego de 1º de Bachillerato van a leer con atención unas cuantas páginas de Relatos verídicos (I, 30-II,2), precisamente aquel fragmento en el que Luciano narra cómo su barco fue engullido por una ballena y también sus aventuras en el vientre del cetáceo hasta el momento de escapar. Igual que Jonás en la tradición bíblica y lo mismo que Pinocho.

También el estómago de la ballena lucianesca ofrecerá un paisaje variado y una fauna pintoresca mezcla de crustáceos, semi-peces e insectos, criaturas híbridas y surrealistas semejantes a las especies ya vistas en la Luna.

IMÁGENES: Litografías de Leopoldo Galuzzo y Miniado del siglo XV (Noruega) que representa a Jonás saliendo del estómago de la ballena.
Más sobre Luciano en este blog: pincha.
MÚSICA: Space Oddity de David Bowie.

D

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada